El término grounding se traduce al español como la técnica del anclaje, tiene cómo propósito despegarnos de las emociones fuertes como el estrés, la ansiedad, entre otros malestares.

En sí se refiere a alejarnos del mundo interior; para conectarnos con nuestro entorno por medio de los sentidos, específicamente por los pies. Seguro que no lo habías escuchado.

Tres pares de pies descalzos sobre el pasto
Pies descalzos en el pasto

De tal manera, disminuimos la intensidad de las emociones, enfrentando a aquello que lo detono. Sé que puede sonar difícil al inicio, pero solo es cuestión de práctica para que tomes el ritmo que te ayudara a estar conectado con el mundo.

¿Qué es y cómo lo práctico?

El grounding como acción estaría definido como el contacto de tu cuerpo con la tierra, ya sea parada, sentada o acostada, pero con los pies descalzos. Esto hará que la energía negativa sea liberada y te sientas más ligera.

  • La forma más sencilla de aplicar esta técnica es caminar descalza por ambientes con pastos, rocas o agua al menos 20 minutos.
  • Otra manera sería haciendo tus sesiones de yoga en espacios abiertos como el parque o el jardín de tu casa. Lo ideal es que lo apliques mínimo una vez por semana.
Huellas de pies en la arena
Huella de pies en la arena

Formatos distintos

Otras formas de aplicar el grounding en tu vida sería al acariciar o tener contacto con alguna mascota, la cual puede ser un gato o un perro y si no tienes una, puedes observar un pájaro o un pez, pero debes darte el tiempo de estar presente y consciente en contacto con este animal por medio de tus sentidos.

  • Las mascotas generan una relación que te ayudaran a estar más tranquila. Existen animales que son un poco más terapéuticos que otros como el Golden Retriever, así que si tienes uno ve y relájate con él.
Dos perros echados en una manta
Dos perros en una manta

Árbol igual a persona

¿Sabías que abrazar a un árbol también te relaja? Sé que seguro no lo puedes comprender y hasta sientas que es más una práctica hippie, pero esto te ayudará más de lo que crees.

  • Algo interesante es que los humanos tenemos los mismos elementos que tiene un árbol, lo cual te ayuda a relajarte y aterrizarte, por ello el grounding es conocido como la técnica del anclaje o del aterrizaje de nuevo de nuestro cuerpo en la tierra.

Así que es hora de saques a tu koala interior y aterrices tu cuerpo, el árbol también te lo agradecerá.

Un koala abrazando un árbol
Un koala abrazando un árbol

Y aunque no tengas alguna conexión física con la tierra ya sea porque vives en un edificio o temas del aislamiento social, puedes visualizarla, eso es más que suficiente, ya que el cuerpo responde a lo que la mente le dice.

Y si esto te es muy difícil, practicar jardinería es otra técnica que puedes aplicar, pero siempre debes estar consciente de tu conexión con la tierra. Suerte y recuerda que si eres constante tomaras el grounding como un hábito de vida.

Chica meditando

¡Ahora un quiz!

Otra manera de desestresarte sería la inhalación o vaporación de hierbas, más conocida como los vahos.

Entra a nuestra sección de autoestima para saber más.